Vacío es lo que queda cuando ya no queda nada

Vacío es exactamente lo que queda cuando ya no queda nada. Ni hueco en la cama que habitar, ni besos en las mejillas de buenos días, ni siquiera la historia que se decidió escribir sobre el techo de aquella habitación que no medía más de metro cuadrado. Vacío es lo que queda cuando al abrir el armario ves que te falta la mitad del espacio. Que te falta también esa mitad de la cama que un día fue ocupada, la mitad de la cómoda de color blanco mate que un día estaba llena de tus cosas. La mitad de aquel marco de fotos que me regalaste en Valencia con su respectiva mitad de la foto. La mitad de los paseos que nos dábamos antes de llegar a casa después de la compra. La mitad de los libros que nos comprábamos en el mercadillo de los domingos. Y ya no es sólo la mitad de las cosas, sino el ruido. El ruido de tu maquinilla de afeitar todas las mañanas, el ruido de tu despertador para ir a trabajar. El ruido de la máquina del café, con su respectivo olor. Siempre hueles a café, incluso a eso sabían tus besos.

30 comentarios:

ele* dijo...

me gusta el nuevo cambio de estilo del blog. Lo que no me gusta (tanto) es el relato. Por los sentimientos, y la pérdida. No quisiera meter la pata, pero si lo habéis dejado, mucho ánimo y tiempo! Ocupa el tiempo.
Un abrazo.

Carmen dijo...

Me ha encantado, en serio, increíble!

bé. dijo...

Quiero una cabeza cómo la tuya(: Me ha encantado el texto, cómo siempre, está claro..
Odio que se queden las mitades, si se van, que se lo lleven todo..
Un beso, guapísima.

Ainoa 13♥ dijo...

Me encanta

Melodías Agridulces dijo...

El amor nos hace sentir de dos, uno. Y cuando nos dejan es como si nos faltara una parte, esa otra mitad que creíamos que nos completaba.
Es un vació enorme. Y duele.

Besos agridulces

E dijo...

Mi niña... precioso, como siempre. Pero dime que no... por favor. Dios, lo siento.

Wik@♥ dijo...

Hermoso aunque...no queda nada o queda la mitad de todo? jajajaj. Es triste cuando ya no esta aquella mitad y quedan espacios vacíos.
Besos, te espero en mi blog.

Marta Palazón. dijo...

Cuando alguien nos deja por una u otra razón lo único que nos queda es ese vacío que antes no estaba, y solo con su marcha nos damos cuenta de cuánto "espacio" ocupaba en nuestra vida.

bull dijo...

Un vacío que ocupa un lugar en tu espacio... =/

Lita εїз dijo...

Triste pero hermoso. Es increíble lo grande que se vuelve la cosa mas pequeña cuando te falta algo, o mas bien alguien, todos los momentos vuelven de golpe a tu cabeza, todos los detalles...




Besos

Edith T. Stone dijo...

Me gusta lo que dices del ruido, a veces eso es lo que despierta nuestra memoria y al escuchar de nuevo una maquinilla de afeitar o una máquina de café, nos trasportamos inconscientemente a aquella época. Buena entrada, besos. Te sigo en twitter soy @Almartahis :)

Madame Garburn dijo...

Es precioso. Aunque cuando se cierra una puerta siempre se abre una ventana, qué es lo que nos queda sino sonreír por las cosas simples..
Un beso!♥
Xxx

MoonsDream dijo...

Esa forma en que te complementa y ese vacío que deja su ausencia los has plasmado perfectamente. Un texto que deja sin palabras. Te leo.

Un beso!

<3

EMME

Andreea Dreamy dijo...

Hace mucho que te sigo, y creo que ya ha llegado el momento de decirte que, simplemente, me encantas. Que no sé cómo lo haces, pero cada vez que te leo me siento de alguna forma identificada, siento lo que escribes. Ojalá algún día haga sentir yo lo que tú me haces a mi cada vez que me paso por tu blog :D

Ana Paula Reinoso dijo...

Que linda entrada, todo se siente vacío cuando ya no esta el. Muy hermoso texto, y me gusta mucho el cambio del blog hace mucho no pasaba por aca !! Besos enormes

Pipi dijo...

Muy lindo texto. Muy plástico. Me siento identificada. Besos

fergie dijo...

todo me hizo pensar, pero en especial fue el titulo el que mas me llamo la atencion!

besitos Ü
Fergie

Fuckdruugs. dijo...

Joe Sami, me has emocionado.. No te puedes hacer una idea.. Supongo que cuando algo cambia, notamos que todo esta diferente, notamos su ausencia demasiaod y eso nos atormenta..

De los Santos dijo...

ummmm café.. ¿Cuanto tiempo te quedaras? Preparo café o preparo mi vida? Preguntó ^^

Dulce Locura dijo...

Quiero escribir tan bien como tú, en serio, me has dejado sin palabras. Muchas veces sentimos un vacio que solo determinadas cosas llenan pero con tiempo podemos volver a sentirnos llenos, sentirnos felices.
No puedo dejar de leerte, eres adictiva, no cambies :)
Dulce Locura.

Manuel dijo...

si este texto no es una ficción he de decirte que no me gusta nada amigui, espero que estés bien, el texto por otro lado es precioso, pero eso ya lo sabes :)

Animo. 1bs

Mica dijo...

Es tan triste tu entrada, pero a la vez tan dulce! Siempre sentimos que estamos en parte un poco vacios, encontrar el complemento no es sencillo, encontrarlo y perderlo nos deja una tristeza enorme, y es inevitable recordar, hechar de menos, y no hay instrucciones para estar bien, simplemente lo que tenemos es tiempo. Divina entrada. Mucha luz!

Nubes de Papel◄ dijo...

me encanta tu blogger... amo leerte y aunq no siempre actualice mi vlog por temas de tiempos siempre me tomo un tiempito para leer el tuyo.. un beso enoerme y espero q me sigas :) un beso enormee,

¿Me abrazas? Lola dijo...

Que paseo mas triste por estas tus palabras, que se escriben precisamente con aquella parte faltante que tan claro brilla... Una historia igual a muchas otras, pero sentida y descrita como muy pocas... Me gusta...

Victoria :3 dijo...

que belleza esta entrada , así nomas lo digo .
Que manera mas exelente de escribir cada detalle , me encanto reitero ! . Te dejo un besogrande♥
te espero en mi blog :3 besitos ! .

Laura Colored dijo...

Lo bueno del vacío es que podemos llenarlo. Lo malo es que tardamos mucho en encontrar algo que quede tan bien como lo que había antes... Pero poco a poco, supongo que todo se restaura, e incluso mejora.

hopeliness dijo...

Como duele sentir ese vacío. Y la verdad es que es muy difícil volver a llenarlo (o por lo menos a mi me cuesta)
Precioso el texto.

Paris precioso. Estuve hace unos días y me encanto! y eso que nunca me ha llamado la atención. Te recomiendo ir :)
P.D: Ahora mismo te sigo en twitter

Dulcinea dijo...

Muchas veces he sentido ese vacio, y la verdad es asi como lo explicas, sentir que te falta la mitad en todo lo que te rodea, en ver que ya no son dos, sino uno solo el que debe luchar para si mismo.
Me ha encantado la verdad, maravilloso :)

Gabriela Infante dijo...

El silencio duele y afecta mucho... tiempo al tiempo.

Increíble como todo lo que tu escribes, besos!

Meli Lilen dijo...

Que mas que darte fuerzas, con el tiempo todo retornara a su habitual carril, mientras tanto disfruta, que si bien las cosas pasan por algo, no vale la pena estar triste por algo que paso, sonrie y mira para delante que el destino siempre te tendra preparado algo mejor!
Un fuerte abrazo corazon de melocoton:)